ZeClinics, Amsterdam UMC yTaros Chemicals unen fuerzas para impulsar el descubrimiento de fármacos para las miocardiopatías

La plataforma CARDIOMYO permitirá la evaluación a gran escala de compuestos mediante la captura de parámetros fisiológicos relevantes asociados con la función cardíaca humana

Socios
pez cebra

ZeClinics, Amsterdam UMC (AUMC) y Taros Chemicals unen fuerzas para impulsar el descubrimiento de fármacos para las miocardiopatías a través de un nuevo consorcio europeo, CARDIOMYO, que ha logrado una subvención de 2,4 millones de euros del prestigioso programa de innovación EUREKA-EUROSTARS. 

El objetivo del proyecto es desarrollar una plataforma integrada que permita el cribado de cientos de compuestos en modelos de miocardiopatía dilatada / miocardiopatía hipertrófica, recapitulando los rasgos más característicos en humanos para poder identificar potenciales agentes terapéuticos.  Este despliegue permitirá generar nuevos modelos de enfermedades de miocardiopatía, desarrollar una plataforma innovadora de descubrimiento de fármacos HTS y detectar y validar nuevas terapias cardiovasculares para el tratamiento de miocardiopatías hipertróficas y dilatadas.

¿Por qué es importante?

Las miocardiopatías son enfermedades heterogéneas del músculo cardíaco y la principal causa de insuficiencia cardíaca global, afectando hasta 65 millones de personas en todo el mundo (Lancet, 2018). Entre las formas más comunes de miocardiopatías se encuentran la miocardiopatía hipertrófica (MCH) asociada con el agrandamiento y engrosamiento del músculo del ventrículo izquierdo; y la miocardiopatía dilatada (MCD), en la que las cámaras cardíacas se dilatan y el corazón no puede bombear la sangre de manera eficiente por todo el cuerpo. La MCH y la MCD son la forma más común de miocardiopatía hereditaria (alrededor de 1 de cada 500 personas en la población general) y una causa importante de morbilidad en adultos jóvenes. A lo largo de los años, se han identificado múltiples genes y mutaciones que están asociados con el desarrollo de MCH o MCD, lo que conduce a una mejor comprensión y diagnóstico genético de la enfermedad.

Sin embargo, el descubrimiento de nuevas terapias cardíacas ha sido complejo, prolongado en el tiempo, muy costoso y, a menudo, asociado al fracaso en la comercialización de nuevas moléculas debido a problemas de seguridad farmacológica. Hasta la fecha, la mayoría de los tratamientos para la miocardiopatía se basan en tratamientos paliativos y en el uso de medicamentos para reducir los síntomas y limitar los efectos adversos de la insuficiencia cardíaca.

foto cariomyo 2

Acelerar el acceso a tratamientos  

CARDIOMYO va a proporcionar un enfoque innovador y heterogéneo que permitirá acelerar el acceso de los pacientes a tratamientos nuevos y eficientes. La plataforma de detección permitirá la evaluación a gran escala de compuestos mediante la captura de parámetros fisiológicos relevantes asociados con la función cardíaca humana, como la contractilidad y los registros electrofisiológicos in vitro. ZeCardio®, una plataforma de imágenes automatizada con un software de análisis personalizado desarrollado por ZeClinics, es capaz de medir los parámetros funcionales cardíacos en el pez cebra, como son la frecuencia cardíaca, la fracción de eyección, el diámetro de la cámara ventricular, pero también las arritmias, las anomalías en la circulación o la prolongación del intervalo QT, un probado biomarcador para detectar compuestos anti-arrítmicos.

Los cribados de tipo fenotípico (ensayo basado en la capacidad del fármaco para modificar la actividad biológica de los cardiomiocitos) realizados in vitro con cardiomiocitos humanos derivados de células madres pluripotentes inducidas (hiPSC) e in vivo, en larvas de pez cebra, nos permitirán identificar moléculas que son biológicamente activas en el corazón y capaces de revertir el daño celular causado por las miocardiopatías. La combinación de un modelo humano (hiPSC) in vitro con un modelo in vivo en pez cebra, en una sola plataforma de cribado versátil, acelerará considerablemente la identificación de nuevas entidades moleculares e incluso el reposicionamiento de moléculas ya existentes en el mercado. AUMC realizará el cribado de alto rendimiento (HTS) de una biblioteca de compuestos en cardiomiocitos MCH/ MCD      y ZeClinics validará los compuestos más prometedores ("hits") en los modelos genéticos de MCD / MCH. El modelo de pez cebra es un modelo excelente y con una gran capacidad predictiva para evaluar parámetros de bioseguridad antes de que los compuestos con la actividad deseada pasen a fases de desarrollo más avanzadas.

Las nuevas moléculas identificadas como candidatas terapéuticas para tratar miocardiopatías pasarán por un proceso de optimización liderado por Taros Chemicals para sintetizar nuevas entidades químicas que podrían ser más potentes (tener un fuerte efecto cardioprotector), no tóxicas y presentar todas las propiedades fisicoquímicas que las conviertan en unos fármacos candidatos para ser administrados a seres humanos.

Con la implementación de la plataforma CARDIOMYO, Zeclinics une fuerzas con expertos europeos en Ciencia Cardiovascular y Química Medicinal para ofrecer soluciones innovadoras y nuevos enfoques terapéuticos en el tratamiento de las miocardiopatías.

Datos de contacto
Más información

Leyenda de las fotos:

  • Larva de pez cebra modificada genéticamente para visualizar el corazón (verde) y sistema circulatorio (rojo), imagen tomada utilizando la plataforma de adquisición y análisis automatizada ZeCardio®.
  • Corazón de larva de pez cebra con el corazón marcado con proteína fluorescente verde y eritrocitos marcados con proteína fluorescente roja.