Socios

La Estrategia ‘España Nación Emprendedora’ posiciona a la biotecnología como sector tractor de la economía española

  • Define a la biotecnología como uno de los sectores más dinámicos en producción de conocimiento científico y tecnológico de calidad
  • Destaca el papel del sector en la lucha contra la COVID-19, el envejecimiento y el cambio climático
  • Cita el Informe AseBio 2019 para destacar el impacto económico del sector
estrategia

Créditos de la foto: ©️ Pool Moncloa/Borja Puig de la Bellacasa.

El Gobierno presentó la semana pasada la Estrategia  'España Nación Emprendedora' donde declara a la biotecnología como uno de los diez sectores tractores de la economía española. La Estrategia define a la biotecnología como un sector que además de representar una enorme apuesta de futuro, es uno de los más dinámicos en producción de conocimiento científico y tecnológico de calidad.

El propio documento señala la capacidad transformadora del sector para asegurar el bienestar y la calidad de vida de las personas. También destaca la importancia de esta industria para la sociedad que se ha hecho evidente durante la crisis de la COVID-19 y por el papel que puede asumir para futuras emergencias sanitarias. 

La Estrategia sitúa a la biotecnología como fundamental para la construcción de la Nación Emprendedora por su capacidad de responder a los retos de la sociedad como el envejecimiento, la alimentación sostenible, la protección frente a nuevas enfermedades o la lucha contra el cambio climático, a la vez que crea empleo de alta cualificación e intensivo en conocimiento

El Informe AseBio 2019 es citado a lo largo del documento, tanto para resaltar el impacto de las empresas de biotecnología en España con más de 8.200 millones de euros (0,8% del PIB) y que han generado 105.000 empleos, como para destacar la apuesta del sector por la ciencia que posiciona a España como novena potencia mundial en producción de conocimiento científico.

La Estrategia establece un paquete de 50 medidas para impulsar el sector de las start-ups. Entre ellas se encuentra la creación de una red nacional de centros de emprendimiento, nuevas incubadoras, un programa de visados y la preparación de la 'Ley de Startups'. 

AseBio cuenta entre sus socios con 180 pymes de las que 44 tienen menos de cinco años. Todas ellas comprometidas con el uso de la biotecnología para la mejora de la calidad de vida de las personas, la sostenibilidad del planeta, el desarrollo económico y la generación de empleo de alto valor añadido